Luis Tinoco, director de "Caronte"

Luis Tinoco, director de “Caronte”

Luis Tinoco (Mataró, Barcelona, 1978) es supervisor de VFX y fundador de Onirikal Studio con más de 20 años de experiencia en el mundo del cine, la animación 3D y los efectos visuales, y más de 80 títulos a sus espaldas. Ha trabajado en los efectos visuales de superproducciones como “Interestellar” o “Hellboy”.

“Caronte” ha sido su último cortometraje, por el que ha recibido 65 premios internacionales y 200 selecciones oficiales en festivales de cine de todo el mundo. Actualmente se encuentra en fase de pre-producción de su primer largometraje, “Antares”.

¿Qué se va a encontrar toda aquella persona que aún no haya disfrutado del cortometraje? 

Pueden encontrar una historia dramática y emotiva, explicada desde un punto de  vista poco visto en el panorama de cortos españoles, ya que esta historia íntima y  minimalista nos llevará a un entorno de ciencia ficción, con naves espaciales,  explosiones, nebulosas, enemigos alienígenas, y mucha acción. Por lo que el  contraste entre las dos tramas argumentales es interesante y, personalmente, creo  que original.

¿Qué dirías que fue lo más difícil de su creación? 

Creo que la dificultad estaba en la representación de ese mundo de ciencia ficción,  por un lado, y en el trabajo de dirigir a la parte del elenco que no eran actores o  actrices profesionales (el niño y niña protagonistas, y el doctor).

En cuanto al diseño, creación 3D y animación de toda la parte de ciencia ficción,  podemos decir que fue un proceso que duró aproximadamente tres años. Todo  llevado a cabo por un equipo mínimo de mi empresa de efectos visuales, Onirikal  Studio, a ratos libres, entre proyecto y proyecto, cuando los clientes nos daban algún respiro.

Y por otro lado, el trabajo con actores no profesionales también fue otro de los  escollos que me encontré como director. No me arrepiento para nada de haber  contado con Mia y Oliver Lardner para el papel de Debbie y Nicolas. Tener a dos  hermanos reales en la vida real, interpretando a dos hermanos en la ficción, me  parecía que tenía un gran valor, que podía hacernos olvidar su falta de experiencia  delante de las cámaras. Creo que parte de esa relación real de hermanos está en el  film, y que se nota y aporta naturalidad a la historia. Aunque tener a actores y actrices no profesionales en el set, en papeles protagonistas, siempre hace que el director  tenga que usar todas sus herramientas y trucos para sacar lo mejor de ellos/as en  cada toma.

¿Nos puedes contar alguna anécdota del rodaje, de su producción, de su recorrido…? 

Para ser un corto, que a priori son relativamente rápidos y sencillos de producir y  rodar, en el caso de CARONTE, el proceso fue de tres años, por lo que las anécdotas  son interminables. Desde ponerle tornillos en el suelo a la niña descalza para que  pasase sobre ellos y poder grabar en su cara el dolor de caminar después de un  accidente de coche, pasando por el ataque de un jabalí a nuestro técnico de sonido  cuando se encontraba grabando foley de sonido en medio de la montaña a las tantas  de la madrugada (se resguardó en su propio coche, pero se dejó la grabadora fuera,  en el suelo, con el jabalí cerca de ella).

No es que queramos hablar de dinero pero… ¿se puede saber cuál fue su presupuesto? 

Pues mucha gente me pregunta, con la clara esperanza de escuchar una cifra alta…  pero la verdad es que CARONTE se escribió expresamente pensando en los recursos  que teníamos en Onirikal Studio (sobretodo en la parte de animación 3D, efectos  visuales y post producción). Podríamos decir que los efectos visuales nos salieron a  precio de coste y eso es una gran ventaja tratándose de un corto con tanta post  producción. Además de contar con el montaje, la dirección de foto y la música de  amigos míos de años, de la industria del cine, que tuvieron el detalle de colaborar en  el proyecto de manera desinteresada.

Por eso, aparte de los gastos mínimos de rodaje de catering, transporte y algún  alquiler de material, el resto fueron todos trabajo de colaboración de amigos, y  compañeros del estudio. Ni siquiera se exactamente a día de hoy cuanto nos  gastamos a ciencia cierta. Solo recuerdo una cifra… la que nos supuso a mi padre y a  mi crear el set de la nave (el interior de la cabina real, donde Melina Mattews  interpreta a la Teniente Arsys), que fueron exactamente 120€ entre listones de  madera, botones, leds de colores y tornillos.

Fotograma del cortometraje "Caronte"

Fotograma del cortometraje “Caronte”

¿En qué has cambiado tú personalmente, como creador, del momento del corto al actual? 

No creo que haya habido un cambio sustancial como creador propiamente. Si que es  verdad me he curtido algo más en la dirección de actores, ya que mi background era,  sobre todo, de dirección de proyectos de animación.

En cierto modo, sí puede ser que CARONTE haya hecho que me interese más por el  género dramático mezclado con ciencia ficción o en un entorno tecnológico o  científico. De hecho mis proyecto actuales van un poco por ese camino. Dramas  personales, íntimos, “pequeños”, en un entorno “grande”, internacional, mundial,  universal, incluso. Me gusta ese contraste.

¿Cómo ves el panorama audiovisual actual en nuestro país? ¿Y el del cortometraje en  particular? 

Pues la verdad es que ahora mismo, con las plataformas produciendo tantísimo, creo  que el panorama es bueno. Quiero ser positivo en este sentido. Si no hablamos de  calidad, si no de cantidad, la cosa se presenta bien.

No puedo decir lo mismo para las salas de cine. Espero equivocarme, tampoco estoy  muy puesto en la distribución en salas, pero viendo la tendencia actual de la gente a  ver las películas tirados en el sofá de casa, la cosa no pinta muy bien (la pandemia  mundial tampoco ha ayudado mucho).

¿Te seguiremos viendo por proyectos ligados al formato corto? 

La verdad es que el formato nunca me ha llegado a importar mucho. Yo soy un ávido  consumidor de historias, sea el formato que sea en el que se encuentran. Si una  historia es buena da igual si la encuentras en un largometraje, una serie, un  cortometrajes, un videojuego, un cómic o una novela. O sea que sí, espero poder  contar historias durante muchos años, sea cual sea el formato. Si es verdad que una  vez que ya has escrito y dirigido tres cortos, como es mi caso, el cuerpo te pide un  largo, jajajaja.

 

Cartel del cortometraje "Caronte"

Cartel del cortometraje “Caronte”

Un libro para tener en la mesita de noche 

Pues ahora mismo tengo “NEUROMANCER” de William Gibson. Aunque si tengo que  recomendar un libro ahora mismo, se me ocurre “CREATIVITY, INC.” de Ed Catmull,  técnico y artista co-fundador de PIXAR, interesantísimo. Este libro podría ser la biblia  de cualquier jefe o encargado de un departamento o equipo creativo o artístico.

Una película que te inspiró para hacer películas. 

Bufh! Muy difícil. Pero podría decirte cualquiera de la época de los 80 de Spielberg  (Indiana Jones y E.T), sobre todo, pero tampoco puedo dejar atrás a Star Wars,  Terminator 2, Alien, o Parque Jurásico. La cantidad de películas icónicas que nos  dejó esa época (80 y 90) no creo que se vuelva a repetir en la historia. Digo esto  sabiendo que mucho sibarita del cine de los 40, 50 o 60 se estará llevando las manos  a la cabeza.

Recomienda una serie para ver en una plataforma de streaming. 

Soy muy fan de TRUE DETECTIVE (primera temporada, por supuesto), THE SINNER,  y PEAKY BLINDERS (muy a tope con esta última) …. Entendemos que ya no voy a  recomendar BREAKING BAD, porque ya la ha visto todo el mundo, no? (si no,  deberían).

Y por último, dinos cuál es uno de tus cortos favoritos. 

Pues ahora mismo me viene a la mente un corto que en su día me flipó, y que me hizo pensar en el formato corto de una forma diferente a la que yo tenía en mente hasta la  fecha: “El ciclo”, de Victor García (compañero y colega con el que a posteriori he  tenido la suerte de coincidir en algún momento). Recuerdo ver ese corto (hará por lo  menos 15 o 20 años) y pensar “Esto es CINE”. La fotografía, la realización, el arte, los  FX de maquillaje, … es un corto redondo. Muy recomendable si no lo habéis visto.

 

 

Los mejores cortos españoles del S.XXILos mejores cortos españoles del S.XXI es una iniciativa de Premios Fugaz – CortoEspaña para poner en valor la creación del formato corto en nuestro país. Busca, además, la ampliación de la información sobre los trabajos, mediante la publicación de entrevistas, críticas y encuentros de los cortometrajes, así como ofrecer un lugar virtual de encuentro a donde acudir para ver las más destacadas obras.